.

.

jueves, 13 de junio de 2013

SAN ANTONIO DE PADUA



San Antonio de Padua nace en Lisboa el 15 de agosto de 1195, en el seno de una familia acomodada perteneciente a la aristocracia. Se le bautizó con el nombre de Fernando
La casa donde nació el santo, en el barrio medieval de la Alfama, fue destruida completamente en el  terremoto que arrasó Lisboa el 1 de noviembre de 1755 y sólo se conserva un pequeño sótano.
Se educó en la escuela catedralicia local y contrariando los deseos de su familia, Fernando ingresó en 1210 en la abadía agustina de San Vicente en las afueras de Lisboa. Los monjes de la Orden de San Agustín eran famosos por su dedicación a los estudios. Fernando estudio las Sagradas  Escrituras, y la Teología de algunos doctores de la Iglesia Católica como Jerónimo de Estridon, Agustín de Hipona, Gregorio Magno y Bernardo de Claraval. También estudió los clásicos latinos, como Ovio y Séneca. Tras obtener el permiso de sus superiores religiosos, se trasladó a la abadía de la Santa Cruz en Coímbra, para continuar sus estudios.
En el verano de 1220 cambió de orden y se hizo franciscano. En ese momento adoptó el nombre de Antonio, en honor de S. Antonio Abad a quien estaba dedicada la ermita franciscana en la que él residía.
Viajó mucho y vivió primero en Portugal y luego en Francia e Italia.
Su convicción, cultura y talento como predicador se mostraron por primera vez en Folti en 1222. Su capacidad de prédica era proverbial, sus mensajes desafiaban los vicios sociales de su tiempo. Según los escritos de la época, sus últimas predicaciones realizadas en la Cuaresma de 1231 tuvieron un éxito popular notable.
Aquejado por continuas enfermedades, perseveraba en la enseñanza y en la escucha de confesiones hasta la apuesta del sol, a menudo en ayunas.
Después de la Pascua de 1231, Antonio se retiró a la localidad de Camposampiero,   pero decidió retornar a Padua en seguida. Ya en las proximidades de Padua, se detuvo en el convento de Arcella donde murió prematuramente el 13 de junio, cuando todavía no alcanzaba la edad de treinta y seis años.
San Antonio de Padua es la persona que más rápidamente fue canonizada por la Iglesia Católica, 352 días después de su fallecimiento, el 30 de mayo de 1232.

13 comentarios:

  1. Un gran ejemplo de vida. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Permiteme Ana, felicitar a mi hermana en su cumpleaños que es hoy, por eso, nunca se me olvida el día de San Antonio de Padua. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Hola Ana.
    Gracias por esta interesante informacio, es un ejemplo de vida, cuando era pequeña mi padre me cantaba esta canción.

    http://youtu.be/mCfDq4Z66i8

    Siento decir que sigo con ese molesto problema de que no se actualice lo que acabo de publicar, ni en mi espacio, ni en otros muchos, ya no sé que probar, hay un fallo, y no sé donde, ni cómo arreglarlo.
    Te agradezco y recibo con gusto en mi pequeño rincón, gracias.
    Que tengas un buen fin de semana.
    Un abrazo
    Ambar

    ResponderEliminar
  5. De todos los santos, hay algunos con los q tengo más vinculación desde pequeña. O bien porque me contaron su historia, porque alguien de la familia les tenía mucha devoción, etc.
    Y San Antonio es uno de ellos.

    Feliz día y q san antonio nos bendiga

    ResponderEliminar
  6. Siempre me gustó San Antonio de Padua. Cuando era niña, tenía un librito con su historia y me encantaba.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Susana, Luzdemar, Ámbar y Caroluna, San Antonio es maravilloso, si se os pierde algo pedírselo a él, que lo encontrareis seguro, es muy generoso con nosotros. Recibir un fuerte abrazo de luz y que S. Antonio nos proteja

    ResponderEliminar
  8. Gracías Ana, no conocía demasiado de Él.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola Ana, la verdad es que siempre he tenido a San Antonio de Padua en casa porque mi padre celebra su santo ese día.
    Todo un ejemplo de vida al servicio de los demás.

    Besitos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  10. ...un grande uomo di fede e carità. Il sano che ho prediletto sin dalla gioventù. Lo visitato più volte a Padova con grande riverenza. Un grande esempio di vita vissuta in preghiera per gli uomini, un esempio straordinario di amore e fratellanza...ciao Ana...

    ResponderEliminar
  11. Hola Ana! Gracias por contarnos acerca de la vida de San Antonio de Padua. La verdad es que la desconocía. Te deseo un muy bonito fin de semana. Disfruta, descansa y se feliz!! :D

    ResponderEliminar
  12. Dear Ana:) It was all new to me but very interesting! Thank you for sharing. I always get very peaceful by reading your posts.

    ResponderEliminar
  13. Ana, leí su vida cuando era niña, como la vida de otros santos,me había olvidado,pues con los años todo queda guardado en un cajón de la mente...

    La vida ejemplar de un ser humano dedicado a paliar el dolor ajeno, es para imitar, como lo es la de Jesucristo.

    Un beso Ana.

    Pili

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA