.

.

lunes, 15 de abril de 2013

MANDALA



Mandala quiere decir círculo en sánscrito, en especial círculo mágico. Estas figuras no sólo están extendidas en Oriente.
En Occidente estuvieron también presentes, sobre todo a través de la cultura cristiana de principio de la Edad Media.
El célebre psicólogo Carl Gustav Jung comprobó, que pintar Mándalas era una terapia efectiva para sus los pacientes, se expresaban libremente dibujándolos.
Un Mandala puede reflejar el estado del espíritu humano en un momento determinado, iniciando un proceso de autodescubrimiento como primer paso hacia la sanación.
La función del Mandala es ayudarnos a alcanzar a través de su forma, color y contenido la armonía interna, para sacar nuestro ser más profundo.
A parte  de pintarlos también son utilizados para la meditación. Se definen como diagramas cosmológicos. Consiste en una serie de formas geométricas concéntricas organizadas en diversos niveles visuales. Las formas básicas más utilizadas son: círculos, triángulos, cuadrados y rectángulos.
Esta práctica es una gran recarga de pilas, para poder enfrentarnos  a nuestra vida con vitalidad y fuerza.

3 comentarios:

  1. Hola Ana,
    he leido sobre el mandala alguna veces,pues tengo muchos libros de Yoga en mi casa,pero en ese momento no presté demasiada atención o no entendí, lo cierto es que hoy gracias a ti, comprtemdoi su importancia y sus beneficios. Mil gracias.

    Un beso y feliz lunes

    ^____Pili_____^

    ResponderEliminar
  2. Que bonitos son los mandalas. Al pintarlos notamos una sensación de paz y tranquilidad maravillosa, si queremos duplicar nuestro bienestar, es genial escuchar música a la vez. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Pili y Luzdemar por vuestros comentarios.Un abrazo

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA