.

.

jueves, 12 de diciembre de 2013

DHYANA



La forma cómo funciona el cerebro durante los estados de profunda oración, concentración y meditación es la prueba de la existencia de un poder superior. Los neurólogos y especialistas establecen que la línea que nos separa a nosotros mismos del mundo material desaparece bajo la meditación y la oración profundas.
La meditación o “Dhyana” es un entrenamiento disciplinado que apunta a absorber la realidad, resolver las dificultades e impedir que el estrés diario controle nuestras actitudes. La concentración hace que el meditador comience a observar cuál es su comportamiento cuando reacciona ante los obstáculos y, en consecuencia, se conozca mejor.
El objetivo principal de la meditación es la toma de conciencia de nuestra verdadera naturaleza y realidad.
Meditando es posible alcanzar un estado de relajación y tranquilidad de la mente, lo que facilita la toma de decisiones, hace que se divisen claramente las situaciones y ejercita la paciencia, la cual es crucial en la resolución de problemas.
“La meditación no es sólo una práctica de relajación”; además de disolver el estrés y las aflicciones, la propuesta va más allá; el meditador puede encontrar la Iluminación, comprender la vacuidad y liberarse del ego. Es, en la práctica, un proceso de atención.
Al contrario de lo que dicta el sentido común, meditar no es desconectarse de la realidad o huir de los problemas diarios, sino crear un poder de concentración y atención que permita la solución de estos problemas y una clara percepción de la realidad.
Si la persona medita de forma disciplinada y correcta, está atenta a cualquier señal externa e interna. Con el tiempo, la conciencia se vuelve más nítida, propiciando el control total de las alteraciones emocionales y volviéndose más perspicaz y precisa en sus acciones, a partir de allí el poder de la mente irá en aumento.
Además de alcanzar la sabiduría intuitiva, la meditación disuelve los sentimientos peligrosos tales como: la dejadez, la impulsividad, el rencor, el apego ciego, la aflicción, el prejuicio, la codicia, la insensibilidad y el miedo.
Entrenar el pensamiento y apartar las energías negativas adquiridas en las actividades diarias, es el primer paso para el éxito en la meditación.

11 comentarios:

  1. Estupenda entrada. Gracias por enseñarnos de manera tan clara, lo bueno que sería para nosotros la practica de la meditación. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Hola Ana, todo el texto es acertado. Volver a leerlo nos permitirá que parte del mismo vaya calando en cada uno...

    Personalmente me quedo, hoy, con esta parte: "...y ejercita la paciencia, la cual es crucial en la resolución de problemas."

    Gracias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. "Meditar é possível alcançar um estado de relaxamento e paz de espírito!"...é isso que eu tento fazer...sempre que me encontro a sós com a natureza!
    Tenha um dia bem bom!

    ResponderEliminar
  4. Muy buenos días Ana.
    Hermoso tomar contigo el desayuno que alimenta el alma y con ese toque de atención despertar a ese punto de ser cosciente de que todo, es y está incluído en esa tela de araña que es el tejer del cosmos.
    Mantenerse alerta constantemente ya que esas semillas de la: dejadez, impulsividad, rencor, apego ciego, aflicción, prejuicio, codicia, insensibilidad y el miedo.
    Pueden entrar en cualquier instante en nosotros sin siquiera percibirlo.
    Gracias, un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias por este nuevo aporte desinteresado al bien común. Cada gota aporta al océano.
    Un beso muy grande

    ResponderEliminar
  6. Muchas veces de todo lo que escribes no tengo ni idea así que leo despacio y me quedo en pausa, relajada y tranquila, me encanta leerte. Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Hola Anna voy a leerlo varias veces para aprender más cosas.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  8. He intentado hacer meditación por mi cuenta pero no lo he logrado. Me conviene quizá algún curso...
    Un saludo,

    ResponderEliminar
  9. A meditação

    Será sempre o melhor
    para a vida espiritual!

    Gostei de seu texto!

    Maria Luísa (os7degraus)

    ResponderEliminar
  10. Gracias por compartirlo, es bueno aprender constantemente.
    Saludos cariñosos.

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA