.

.

jueves, 24 de abril de 2014

CAMBIAR NUESTRA FORMA DE SER




El cambio más difícil de realizar es el que requiere que nos cambiemos a nosotros mismos. Pero esa transformación es muy complicada de realizar, hay que poner mucho empeño en ello para que se produzca el cambio. Básicamente  porque nuestro carácter configura nuestra identidad y, si cambiamos algo, tenemos miedo de dejar de ser “yo”.
Nuestro carácter se configura a lo largo de la vida, no lo aprendemos sólo de nuestros padres, también es la manera de adaptarnos a nuestro entorno.
El primer paso para cambiar una actitud es ser conscientes de ella y estar convencidos de querer cambiarla.
Cuando nos demos cuenta de que dicha actitud no nos permite satisfacer nuestras necesidades o expectativas.  Sólo después de comprobar los inconvenientes que conlleva una actitud determinada, podemos tener esperanza de cambiarla.
Es muy importante analizar las actitudes que nos hacen sentir mal, para tener ganas de cambiarlas y poner en ello toda nuestra constancia.

26 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo contigo. No nos damos cuenta que tenemos actitudes que hacen daño, no solo a nosotros, también a los que están a nuestro lado. Llegar a entender lo que ocurre, es un gran paso hacia nuestro cambio. Deberíamos entender, que la vida es un aprendizaje continuo y que cambiar es posible siempre que pongamos empeño en ello. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Mi mayor pecado es la pereza pero me cuesta mucho superarla. Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Nuestras vivencias forjan nuestro carácter, eso es muy difícil de cambiar

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que hay defectillos que se cambian casi sin darnos cuenta con la edad, al menos a mí me pasa. Pero si, lo más importante es darse cuenta y re conocerlo, lo demás poco a poco.
    Un beso Ana.

    ResponderEliminar
  5. Estoy totalmente de acuerdo con tu filosófica entrada.
    Si no cambias seguirás siendo como eres y te pierdes lo que puedes llegar a ser y7 poder ver el mundo desde otra perspectiva.
    Siempre resultas como una musa que inspiras.
    Besos
    André

    ResponderEliminar
  6. Con la edad y sin que te des cuenta vas cambiando para bien o para mal,eso nos lo dicen los otros.

    ResponderEliminar
  7. ¡Es tan difícil cambiar nuestra manera de ser! Besos

    ResponderEliminar
  8. Ana, totalmente de acuerdo contigo. Siempre echamos la culpa a los demás, cuando no sentimos mal, pero el verdadero problema esta en nuestro interior. Y la solución esta, a través del perdón hacia nosotros mismo.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  9. Luzdemar, nosotros siempre tendemos a pensar que nuestra actitud es la correcta, hasta que alguien nos saca del error, entonces es cuando si nos lo proponemos cambiamos. Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Mamuma, verdadera verdad, si nos lo proponemos cambiamos. Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Susana, si sabes cuál es tu defecto ya estas tardando en corregirlo, "contra la pereza, diligencia". Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Alicia, todo se puede cambiar. Hay santos que antes de serlo, no veas que vida llevaban. Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Lidia, con la edad mejoramos. ¿Viste la entrada de cumplir años? estaba inspirada en un comentario que me hiciste diciéndome tu edad. Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. André, gracias por tus hermosas palabras. El cambio siempre está presente en nosotros, al igual que en el universo, pero si le ponemos conciencia, veremos, como tú dices, el mundo desde otra perspectiva. Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Vaya que sí Pakiba, la edad nos cambia, no sólo el aspecto físico sino nuestra actitud ante la vida. Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Un Hada de los Cuentos, no puede decir eso, que es difícil cambiar, las hadas pueden cambiar lo que quieran. Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Universo, tú y yo así lo entendemos y estoy totalmente de acuerdo con la solución. Un abrazo de luz, amor y paz

    ResponderEliminar
  18. Que importante lo que hoy nos presentas Anita ....tomar conciencia de nuestro actuar y cambiar si es necesario es fundamental para mantener la armonía con nosotros mismos y los demás.
    Muy bella y profunda reflexión
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Estoy totalmente de acuerdo, pero, a veces, resulta un poquito difícil conseguirlo.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  20. Alguien dijo: "Séanos concedida la gracia de vernos a nosotros mismos como los demás nos ven", o sea, tal vez la imagen que nosotros tenemos de nosotros mismos no sea la que proyectamos y que tienen los demás... por eso es muy importante tener buenas amistades, sinceras, leales, que sin muchos rodeos te digan qué piensan de ti (es conveniente filtrar muy bien los halagos).

    Igualmente alguien dijo que: "Las ideas contrarias clarifican las propias", supongo que dependerá de la flexibilidad de nuestra mente y personalidad...

    Franklin también dijo: "La tragedia de la vida es que nos hacemos viejos demasiado deprisa y sabios demasiado despacio"

    De las citas anteriores cabe la reflexión:

    1 de que los espejos no reflejan la personalidad que proyectamos.

    2 que las reflexiones a la luz de otras opiniones nos abren la mente a otros espacios de pensamiento y conocimiento.
    3 que "el diablo sabe más por viejo que por diablo", o sea, la experiencia enseña más que la ciencia, y más cuando las lecciones son dolorosas. Como decía León Felipe: "La poesía se apoya en la biografía, y de la leche agria se hace el requesón" (reemplácese poesía por conocimiento)

    El primer paso es el más complicado, pero es el que te lleva al segundo y así sucesivamente hasta todas las metas que uno se propone. Todo camino tiene sus baches, cualquier meta requiere un esfuerzo, corrígete a ti mismo y llegarás... Esto es lo que me digo a mí mismo... pero "del dicho al hecho va un techo" y una vez tras otra vulnero tal "acuerdo" y vuelta a empezar.

    Perdón por el rollo, pero es que estos temas me gustan.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. !Hola,Ana!

    Cuando te das cuenta que los pasos que das te llevan a una caja asfixiante hay que hacer todo lo posible por cambiar el rumbo.Se logra si estas convencida de ello.

    Me fascinan tus reflexiones,Ana,siempre tan acertadas.Muchos besitos.

    ResponderEliminar
  22. Cristina, ser conscientes de lo que tenemos que cambiar y ponernos a hacer ese cambio para bienestar de nosotros y de los demás, esa debería ser nuestra meta. Un abrazo

    ResponderEliminar
  23. ¿Qué no es difícil? Todo es difícil Amalia, pero si algo queremos, lo conseguimos. Un abrazo

    ResponderEliminar
  24. impersonem, hay que tener el ego muy controlado, para que los halagos no alteren nuestra mente y cuando alguien nos presenta ideas contrarias, entonces tenemos motivo para la reflexión y para efectuar el cambio, si es necesario. Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Cristal_Azul, lo bueno es darnos cuenta que el sendero que llevamos, no nos lleva al lugar deseado, entonces retrocedemos y tomamos otro y tantas veces como sean necesario podemos cambiar de sendero, hasta encontrar el correcto. Un abrazo

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA