.

.

martes, 8 de enero de 2013

INOCENCIA



Inocencia, que hermosa  es la inocencia de un niño, todos tendríamos que volver a sentir esa ingenuidad pura y sana. Creer  que las cosas que deseamos nos pueden llegar, creer  que los milagros existen, creer que echando una carta te llega todo lo que en ella pedías. ¡Hermosa inocencia!
Debemos recuperar esa pureza e ilusión y trasmitirla a nuestros niños y no hacer que se conviertan en adultos antes de tiempo.
Hay un camino de sabiduría,  y es, el camino de la inocencia y la pureza.
No hay nada tan claro y transparente como la inocencia.

3 comentarios:

  1. Dicen que el "camino" es volver a esa inocencia, ya no desde el niño que aun no ha vivido, sino desde el sabio y dicen que los grandes maestros son como niños, con esa inocencia, pero desde la sabiduria que han alcanzado...
    Lo que pasa es q aqui me encuentro con que no tengo tan claro que a la "sociedad" le guste que haya gente "inocente", "feliz", "con fe", "que cree en que todo es posible"... y la prueba esta en que cuando nos encontramos con gente así se les llama "panfilos,inocentes (con una connotación de "tonto"), ingenuos, utopicos, ilusos... vamos existen muchas palabras para llamar a los "adultos inocentes"... aun asi, creo que es el camino... que despues de "retorcer" todo lo que estamos "retorciendo" la belleza y sencillez de la vida... el camino será ese... volvernos sencillos e inocentes.
    ¿Por qué crees o creeis que la sociedad necesita criticarlas y desvalorizarlas? Sera por miedo? Envidia?

    Gracias por la reflexión

    ResponderEliminar
  2. Los seres humanos somos así, no nos gusta que los demás sean diferente en lo que sea.
    Nos gusta que si nosotros hacemos una cosa el otro también la haga, y así…
    Cuando vemos que alguien que destaca, en lo que sea, da igual, si es que le van las cosas bien en lo económico en seguida “uuuhii éste ¿de dónde sacara tanto?” Si asciende en el trabajo “éste, éste es un trepa” y así podría seguir poniendo ejemplos toda la noche. Lo más probable es que sea por envidia y porque no hemos aprendido a disfrutar con el bien ajeno, cuando aprendamos esto va a ser un paraíso. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola Ana.No creo,que se pierda toda la inocencia con la que nacimos,sé
    que hay personas adultas inocentes,pero por eso no quiere decir que
    sean,ni bobas,ni tontas.Solo son,personas que carecen de maldad y de
    dobleces al tratar con los demás.Un abrazo.

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA