.

.

martes, 23 de septiembre de 2014

SIN POSESIÓN


11 comentarios:

  1. Muy cierto.
    Puedes tener riquezas,pero no por ello ser mas feliz.
    El disfrutar en la vida, solo depende de nosotros.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Esto que es tan obvio, se no olvida todos los días.

    ResponderEliminar
  3. No hace feliz ser muy rico. Lo importante es saber valorar lo que se tiene.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  4. Está clarísimo, pero nos empeñamos en tener en lugar de en ser. Saltos y brincos

    ResponderEliminar
  5. adevărate cuvinte !
    îţi doresc multă sănătate !

    ResponderEliminar
  6. La verdadera riqueza no es material, sino espiritual.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Totalmente de acuerdo.
    Hay quienes tienen muchísimo y aspiran a tener muchísimo más, y así siempre.
    Besos, buena semana

    ResponderEliminar
  8. Muy cierto, pero, ¡¡quien no quiere tener un mínimo de riqueza material!! Pues si no es así ¿por que hay tanta gente que participa en los juegos de azar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. La felicidad no se compra.
    Saber disfrutar de lo poco que uno tiene es un signo de riqueza.

    Bella reflexion
    Besos Ana
    Isa

    ResponderEliminar
  10. Hermosa verdad , da real sentido a la vida para ser más felíz.
    Un abrazo
    Cristina

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA