.

.

miércoles, 23 de mayo de 2012

FARO

Los faros son torres edificadas junto al mar, para ayudar a orientarse a los diversos barcos que surcan la mar, y no pierdan el rumbo, sobre todo cuando la mar se pone brava.
Nosotros también deberíamos tener un faro en nuestra vida, para seguir el rumbo y saber donde queremos ir.
En nuestro faro debemos tener el proyecto bien visible y la ilusión y las ganas de llegar a la meta, para hacerlo realidad.
El faro sirve como recordatorio de un viejo principio para una vida esclarecida: el propósito de la vida es una vida con propósito.
Nuestro faro nos debe guiar, y nosotros tener al faro cómo referencia para guiarnos por la vida.
A lo largo de nuestra vida encontramos faros que tomamos como guía y nos ayudan a seguir determinados caminos.
Otras veces somos nosotros mismos los que servimos de faro a los demás. Siempre la luz nos orienta en nuestra vida.

3 comentarios:

  1. El proposito de la vida es un vida con proposito. Me encanta esta frase y a veces como me cuesta ver y seguir ese proposito.
    Y sì, q afortunada soy pq tengo tb faros en mi vida... Tu eres un faro en mi vida. Tqm

    ResponderEliminar
  2. Hola Ana.Me ha encantado.Y en estos momentos,que mi barco va un poco a
    la deriva,es lo mas oportuno que he podido leer,parece que lo has
    escrito para mi.Seguiré buscando esa luz que me lleve a buen
    puerto,esquivando lo mejor que pueda las rocas que me encuentre en el
    camino,para que mi barco se dañe lo menos posible.Gracias y un beso.

    ResponderEliminar
  3. Hola Ana.Me ha encantado.Y en estos momentos,que mi barco va un poco a
    la deriva,es lo mas oportuno que he podido leer,parece que lo has
    escrito para mi.Seguiré buscando esa luz que me lleve a buen
    puerto,esquivando lo mejor que pueda las rocas que me encuentre en el
    camino,para que mi barco se dañe lo menos posible.Gracias y un beso.

    ResponderEliminar

Queridos seguidores, les doy las gracias por compartir su tiempo con este blog. Hay personas que brillan con luz propia y vosotros la tenéis. Alumbráis mi existir y el del blog, con vuestros comentarios y visitas. Sois unos encantadores magos que hacéis que mi alma se ilumine de luz y color.
A veces es necesario tomar un nuevo rumbo para seguir creciendo.

MÚSICA